miércoles, 28 de septiembre de 2011

Cálido Egipto

"Cálido Egipto", ilustración actual.

Prometí no rendirme ni abandonar el blog fácilmente, así que, para no perder el ritmo ni la constancia y cumplir con mi palabra, os traigo una entrada con una ilustración que espero sea de vuestro agrado.
Estoy realmente sorprendida al comprobar la cantidad de trabajos que tengo guardados y olvidados por toda la casa; algunas obras, como la que os muestro, que aún no han visto la luz en el blog para tener sus 15 minutos de gloria como diría Andy Warhol.

Todavía no he empezado el megalienzo que anunciaba en la entrada anterior porque acabo de volver de Burgos tras pasar unos días de turismo cultural en dicha ciudad con mucho encanto y en la cual, aparte de tener una de las catedrales más maravillosas de España, das una patada y aparecen preciosas iglesias por doquier que merecen ser visitadas; así que hasta que me organice con el lienzo pendiente y revise las fotografías de Burgos para elaborar un pequeño reportaje fotográfico que expondré para vuestro disfrute y deleite pues iré echando mano de trabajos que ya ni recordaba.

Volviendo al tema principal de la entrada, "Cálido Egipto" es una ilustración que tiene ya su tiempo, aproximadamente unos 6 años, aunque ahora mismo no podría concretarlo con exactitud; me la encontré en formato digital el otro día al organizar unos archivos en mi ordenador y he decidido publicarla haciéndole unos cuantos arreglos y mejoras.

He tenido serias dificultades para catalogar la técnica de esta ilustración porque considero que es una mezcla de todo.
La cabeza que representa un perfil egipcio femenino y que guarda un asombroso parecido con la escultura de la bella Nefertiti (ya que mi dibujo está inspirado en ella) está realizado con lápices y barras de creta sobre papel Canson; tras su elaboración a mano, la imagen es escaneada y montada sobre un fondo hecho con Photoshop; por otra parte, los jeroglíficos están pintados a mano en otro soporte y utilizando grafito como técnica, posteriormente integré los jeroglíficos en la ilustración asistiéndola por ordenador, así que tras mucho collage digital y manual aquí tenéis el resultado final.

Os expongo la ilustración de hace unos años para que la comparéis con la actual (encabezando la entrada) y así apreciéis los arreglos que he llevado a cabo, para mi gusto han mejorado y realzado su estética.

"Cálido Egipto", ilustración original.

lunes, 19 de septiembre de 2011

Toxicity


Después de mucho tiempo de inactividad por estos mundos de Internet (y para ser totalmente sincera, también sin tocar un pincel), he conseguido reabrir el blog con una nueva ilustración gracias a los ánimos que he recibido, nada que agradecerle al maldito calor, que me ha amargado el que se suponía que tenía que ser el comienzo del precioso mes de Septiembre con sus misericordiosos 22 Cº apiadándose de mi alma cuarteada por el insoportable verano.

No intentaré compadecerme justificando mi tardanza ni aburrir a nadie con mi mal talante con el universo, aunque lamento que el cierre temporal del blog se haya prolongado más de lo previsto, pero ya sabéis, el hombre propone y Dios (que sólo existe para hacernos la vida imposible) dispone.

Dicen que la cara es el espejo del alma y yo no podría estar más de acuerdo, pero también considero que el alma y los sentimientos tienen otras formas de manifestarse y donde reflejarse, como por ejemplo: en el arte. Resulta evidente que mis ilustraciones y escritos son pruebas fehacientes de ello, cualquiera que intente crear algo deja su huella impregnada incluso sin pretenderlo.

Últimamente todo ha pasado por mí sin pena ni gloria, pero hace poco me sorprendí al comprobar que una canción, escuchada anteriormente cientos de veces, me sacó de la indiferencia en la que me hallaba sumida.
"Toxicity" es el título de la canción a la que me refiero, la cual también da nombre al segundo álbum publicado en 2001 por la banda de metal alternativo "System of a Down".
Al escuchar de nuevo esta canción decidí inspirar una ilustración en ella porque me sentía tóxica, tan golpeada como la batería de John Dolmayan, desordenada y sobreviviendo en algún lugar entre el silencio sagrado y el sueño; así que aquí tenéis esta "illustrated song" algo radiactiva y siniestra, el resultado plástico del sonido.

“Toxicity” es un collage de técnica mixta sobre contrachapado de 70x50 cm y para encontrarme algo oxidada estoy satisfecha con el resultado; ya que iba a reabrir el blog necesitaba un formato en el que mi mano campara a sus anchas para recuperar el manejo; pues el DinA-4 se me antojaba impracticable, demasiado contenido.

Como anticipo a lo que estoy tramando os adelanto que estoy preparando un cuadro que me llevará bastante tiempo concluir dado su tamaño y complejidad entre otros desafíos, un lienzo de 162x114 cm para desahogarme todavía más... (A pequeñas personas, grandes lienzos)

Os adjunto el videoclip de Toxicity y la letra de la canción a continuación, que lo disfrutéis en mi singular regreso:

video

Toxicity - System of a Down

Conversion, software version 7.0,
looking at life through the eyes of a tire hub,
eating seeds is a pastime activity,
the toxicity of our city... of our city.

No, what do you own the world?
How do you own disorder, disorder?
Now, somewhere between the sacred silence, sacred silence and sleep;
somewhere between the sacred silence and sleep.
Disorder.. Disorder... Disorder.

More wood for their fires, loud neighbors,
flashlight reveries caught in the headlights of a truck;
eating seeds is a pastime activity,
the toxicity of our city... of our city.

No, what do you own the world?
How do you own disorder, disorder?
Now, somewhere between the sacred silence, sacred silence and sleep;
somewhere between the sacred silence and sleep.
Disorder.. Disorder... Disorder.

You, what do you own the world?
How do you own disorder?
Now, somewhere between the sacred silence, sacred silence and sleep;
somewhere between the sacred silence and sleep.
Disorder.. Disorder... Disorder.

When I became the sun, I shone life into the man's hearts.
When I became the sun, I shone life into the man's hearts.