lunes, 29 de noviembre de 2010

Pintura y dibujo académico

Composición estilo castellano

Espinario (monocromo morado)
  
Composición con Venus Esquilina
Cabeza de caballo
Cabeza (monocromo rojo)

Aunque llevo dibujando y pintando de manera autodidacta desde que sabía coger un lápiz, fue al cursar 2º de Bachillerato de Artes (va a hacer una década de ello) cuando decidí apuntarme a una academia particular para perfeccionar el dibujo y el claro-oscuro; aprender a encajar una figura y saber usar correctamente una plomada, una aguja y el carboncillo es necesario y fundamental para poseer unas buenas bases de dibujo, y además se disfruta si se tienen unos compañeros estupendos y una profesora maravillosa y con mucha paciencia.

El realismo en el arte pretende plasmar objetivamente la realidad, representar temas corrientes, objetos, personas o animales existentes; se podría resumir en que se caracteriza porque la única fuente de inspiración es la realidad y porque en ningún momento se idealiza o exalta lo que se percibe visualmente.
Hacer un encaje del natural o una obra realista resulta más fácil de lo que la mayoría piensa (fácil no equivale a rápido), simplemente hay que copiar lo que se ve, transportarlo al papel con una medida, una escala y una proporción exacta, no interviene de modo alguno la imaginación, y si algo es de un tono concreto con la incidencia determinada de la luz pues es ese color con su correspondiente degradado y no hay nada que inventar o discurrir.
Aunque ya me han rebatido lo contrario, creo que cualquier persona que no se considere con talento o don para el dibujo podría llegar a hacer este tipo de obras, con más o menos tiempo para conseguirlo, pero el dibujo académico es pura matemática y se puede lograr a base de práctica. He conocido a personas que no sabían dibujar de imaginación como se dice vulgarmente, pero luego hacían auténticas maravillas a la hora de pintar un bodegón (por ejemplo), el acabado era casi fotográfico.
En el 10º aniversario de mis obras, os dejo una pequeña muestra de los gigantes de 100x70 cm de papel Ingres y realizados a acrílico en la academia.
Perdón por la calidad de las imágenes, pero las fotografías originales que tomé de cada obra también se ven algo mal a causa de que las protegí con metacrilato traslúcido para preservarlas.

lunes, 22 de noviembre de 2010

Angels (B&W)

Ángel de la justicia

Ángel de la muerte

Ángel de la música

Ángel del dolor

Hace tiempo que no publico una entrada con mi tema favorito por antonomasia, así que he rescatado a estos "adorables y tiernos angelitos" relegados en el olvido, ya que los realicé hace algunos años.
La visión de los ángeles en mis ilustraciones no es precisamente la más típica de algunas religiones ni la más cándida, pero considero que conserva referencias de las representaciones tradicionales como un físico semejante a la figura humana, la androginia de su aspecto, alas, etc...

Aunque los ángeles constan en las creencias de muchas religiones, especialmente monoteístas, me centraré en describir a grandes rasgos su representación artística en la cristiana. Por lo general, las primeras representaciones de estas criaturas en el arte cristiano, concretamente en el período paleocristiano, toman casi siempre como modelo a niños o jóvenes (dependiendo de su jerarquía), seres asexuados de gran belleza, rasgos faciales dulcificados, cuerpos poco definidos muscularmente y rubios cabellos ondulados; a partir de la edad media se les atribuyen las alas como elemento iconográfico característico, particularidad que se convertirá en un signo imprescindible para identificarlos y diferenciarlos así de los santos u otras entidades religiosas; y es en el Renacimiento, casi a las puertas del Barroco, cuando comienzan a aparecer los famosísimos angelotes, que no son otra cosa que niños desnudos, de apariencia afable, rechonchos y con alas bastante pequeñas; en estos últimos se observa una gran influencia de cómo era representado Cupido en la mitología romana, a excepción del arco y del papel que desempeñaba (Cupido es el equivalente a Eros, pero con atributos modificados que no conviene confundir en cuestión de politeísmo)

En cuanto a la parte técnica de esta colección de dibujos, esbozos o como se os antoje denominarlos porque ni yo misma puedo catalogarlos, están realizados a lápiz de grafito sobre papel de 80 gr y con una medida de 16,13 x 16,13 cm cada uno.

Por todos esos ángeles olvidados, heridos y que no entienden de jerarquías celestiales ni de pertenecer a una religión concreta, una humilde muestra de mi recuerdo plasmado en el papel.

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Vampir


Os apasione o no, muchos de vosotros habréis visto centenares de libros y películas relacionadas con los vampiros, hay adaptaciones y versiones distintas para todos los gustos y casi siempre incluyéndose en el género de terror; el tema de los chupasangre es algo recurrente y también (¿Por qué no decirlo?) muy quemado.

En el folklore popular, los vampiros son criaturas malignas que se alimentan de la sangre de los vivos y en otras culturas son deidades menores muy perversas. En Europa, el prototipo de vampiro tiene su origen en la cultura eslava, es decir: un ser humano que es convertido a través de un mordisco de un vampiro.
Algunos antropólogos indican que el mito de los "no muertos" se popularizó tras cundir el pánico por las epidemias que devastaron Europa; la gente achacó las pandemias a estos seres demoníacos ya que la ciencia y la medicina no podían explicar la causa y desconocían enfermedades reales como la fotosensibilidad, la anemia, la intolerancia al ajo, la porfiria, la rabia, la peste, el carbunco... Enfermedades que si alguien padecía mostrando múltiples síntomas y más si sufría varias a la vez, la gente podría tacharle de vampiro.
El miedo y la superstición llegó a tal punto que, en la actualidad, grupos de arqueólogos han hallado cráneos decapitados o con una lasca de piedra introducida en la boca, restos de esqueletos con estacas de madera clavadas en el espacio intercostal, ajos y crucifijos dentro de las tumbas y también ataúdes con un puñado de semillas dentro, ya que se creía que los vampiros sentían fascinación por contar y así los vivos les mantendrían entretenidos al hacerles pasar la noche contando las semillas, puesto que cuando terminasen sería completamente de día y no podían exponerse a la luz del Sol.

Lejos de la famosa novela de Bram Stoker, que lleva por título “Drácula” y que se cree que está inspirada en el personaje histórico Vlad Tepes (El Empalador), lejos de los clásicos vampiros de majestuosa elegancia y exquisitez tras su señorial capa, como Bela Lugosi caracterizó al conde en sus películas, y más lejos aún de los vampiros anémicos, luminiscentes y románticos de la saga “Crepúsculo” (adaptación cinematográfica de las novelas de Stephenie Meyer), yo he basado mi ilustración (a grandes rasgos) en la crudeza y el horror que aún despierta en mí “Nosferatu”, película muda del cine alemán que fue dirigida por F. W. Murnau e interpretada por Max Schreck (Schreck significa terror en alemán, curioso dato a destacar)

Respecto a la parte técnica de mi ilustración, la he realizado a acrílico sobre papel grueso, con una medida original de DinA-4.

Le pese a quien le pese mi opinión, a mí los verdaderos vampiros, tanto en el cine como en la literatura, siempre me han sugerido ambientes tenebrosos, sed de sangre, fealdad y una situación incomparable de malestar.

domingo, 14 de noviembre de 2010

Maniquí de madera articulado


Una de las obras que guardo de cuando cursé Bachillerato y que pese a su simplicidad aún considero todo un encanto por su técnica (puesto que no la había utilizado anteriormente y me maravillé al descubrirla) es este dibujo realizado a tinta china, aplicada con palillo de dientes sobre una hoja de bloc de esbozo DinA-4. Así de sencillo, si alguien está dispuesto le puede sacar partido a todo, incluso a un vulgar palillo de dientes, y es que a veces no hace falta gastarse un pastizal en herramientas de trabajo; con este ejercicio de clase aprendí que si se agudiza el ingenio le puede dar una utilidad distinta a los objetos cotidianos y de valor insignificante.
Tomé como modelo un muñeco de madera articulado de clase, el típico que todo artista tiene a mano para realizar dibujos analíticos y puede manejar a su antojo ya que el maniquí adopta distintas posturas corporales.

¡Un saludo y que disfrutéis del descubrimiento tanto como yo lo hice en su día!

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Тикси


“Tiksi era una ciudad triste y desolada, el lugar más remoto en el océano ártico ruso, un sitio que se encontraba por encima del círculo polar ártico y que era la zona poblada más fría sobre la faz de la tierra de la que se tuviese constancia. Durante los tiempos de la Unión Soviética, la ciudad albergó a unas 17.000 personas, principalmente soldados, pero después de la Perestroika (proceso de reforma basado en la reestructuración de la economía y puesto en marcha por Mijaíl Gorbachov, con el objetivo de preservar y renovar el sistema socialista en un procedimiento acompañado también de cierta democratización política y que trajo varias consecuencias a nivel económico y social que provocaron el colapso y desintegración de la URSS) muchas bases militares fueron desmanteladas y los soldados enviados a otros destinos; en la actualidad, la población de Tiksi apenas alcanzaba las 5.000 almas.
Sus calles aún mostraban signos soviéticos y frases antiguas decorando sus paredes y viejos muros. Sólo había un hotel en Tiksi, un museo cerrado, una oficina de correos de Internet, un stolovaya (cafetería en la que, sin llegar a ser restaurante, se servían algunos aperitivos) y varias tiendas que vendían diversos productos, especialmente cerveza y vodka. Un invierno sin vodka era lo más parecido a la muerte; aquella bebida alcohólica, nacida de zonas completamente gélidas, era la elegida por excelencia para soportar los inviernos siberianos con dignidad.”


Esto es un breve fragmento que he extraído de uno de los capítulos de mi novela “El amuleto de las Sombras”, la cual me encuentro remasterizando. He querido compartir esta descripción con todos vosotros porque el otro día me dio el repente de realizar una ilustración inspirada en Tiksi (en ruso, Тикси), de donde procede uno de mis personajes principales.
Respecto a la ilustración, el soporte que he utilizado es papel de acuarela de grano medio con una medida de 21x50 cm, y la técnica que he empleado ha sido acuarela (que hacía ya largo tiempo que no las usaba a causa de su complejidad en el manejo)
Para mí, la acuarela es una de las técnicas más difíciles que existen, puesto que las acuarelas están compuestas de pigmentos aglutinados con goma arábiga, lo que hace que impregnen el papel y tomen un aspecto casi transparente dependiendo de la cantidad de agua en la que se diluyan; no son opacas y por ello es difícil corregir el más mínimo fallo si te equivocas, los errores no se puede tapar con varias capas de pintura como podría hacerse con el acrílico o con cualquier otra pintura de base espesa.
Un saludo y espero que disfrutéis de la ilustración tanto como del texto.

jueves, 4 de noviembre de 2010

Posavasos de los horóscopos

Aries, Tauro, Géminis y Cáncer

Leo, Virgo, Libra y Escorpio

Sagitario, Capricornio, Acuario y Piscis

Esta colección de posavasos consta de una docena de diseños totalmente asistidos por ordenador; no es que sean muy originales ni de lo mejor que he hecho en mi vida, salta a la vista que no tiene ninguna complicación, pero me gustó la idea de aplicar unos diseños así de simples y sencillos a objetos de la vida cotidiana.
Los hice basándome en los símbolos esquemáticos que se utilizan habitualmente para representar a cada signo zodiacal; cada grupo de horóscopos posee un color distinto y correspondiente al elemento al que pertenecen, por lo tanto, para representar a los signos de fuego he usado el rojo, para los de tierra el marrón, para los de aire el amarillo, y por último, los de agua con el color azul.

Os adjunto una lista de las fechas de los horóscopos:
Aries: 21 de Marzo - 20 de Abril
Tauro: 20 de Abril - 21 de Mayo
Géminis: 22 de Mayo - 21 de Junio
Cáncer: 22 de Junio - 22 de Julio
Leo: 23 de Julio - 23 de Agosto
Virgo: 24 de Agosto - 23 de Septiembre
Libra: 24 de Septiembre - 23 de Octubre
Escorpio: 24 de Octubre - 22 de Noviembre
Sagitario: 23 de Noviembre - 22 de Diciembre
Capricornio: 23 de Diciembre - 20 de Enero
Acuario: 21 de Enero - 19 de Febrero
Piscis: 20 de Febrero - 20 de Marzo